S&P MEJORA LA CALIFICACIÓN DE HONDURAS


 

  • La firma internacional llama a mantener fuertes las finanzas públicas.
  • Segunda vez en menos de dos meses que Honduras obtiene buena calificación.
  • Las calificaciones pueden subir más en 12 a 18 meses si el Gobierno mantiene las medidas adoptadas
  • Perspectiva positiva demuestra que Honduras tiene una economía más sana y robusta.

 

Tegucigalpa, 19 de julio. La agencia internacional de calificación de riesgo Standard & Poor’s (S&P) ha mejorado la calificación de riesgo de Honduras de estable a positiva, lo que demuestra que el país tiene una economía cada vez más sana y robusta.

Esta es la segunda vez en menos de dos meses que Honduras obtiene una buena calificación de riesgo, pues el 24 de mayo pasado la firma Moody´s Investors Service anunció la mejora del país al  pasar de B3 positivo a B2 positivo,

Desde el primer día de Gobierno, el presidente Juan Orlando Hernández implementó un plan económico para poner orden en las finanzas públicas y con ello devolver la confianza a los inversionistas nacionales y extranjeros.

Todas estas medidas implican un beneficio directo para el pueblo, que tiene más acceso a programas sociales, oportunidades para emprender negocios y empleos. Una política de recaudación fiscal eficiente permite al país tener mejores carreteras, hospitales, escuelas y más programas de apoyo a los productores, entre otros beneficios.

De acuerdo a la calificadora internacional S&P, se confirman para Honduras las calificaciones soberanas de largo y corto plazo de ‘B+’ y ‘B’, respectivamente. Asimismo, se confirma la evaluación de riesgo de transferencia y convertibilidad (T&C) a ‘BB-’.

La perspectiva positiva refleja que el fortalecimiento en la administración de los ingresos y los controles más estrictos sobre el gasto podría acelerar una mejora en la flexibilidad fiscal del país y, como resultado, contener el incremento anual esperado en su deuda.

Asimismo, reconoce que las reformas al sector de energía continúan avanzando y se ha cumplido con los objetivos establecidos en el acuerdo Stand-By firmado con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Expectativas de S&P

De mantenerse una mejora fiscal, que incluye la reestructura del sector de energía, y un crecimiento económico favorable, la flexibilidad fiscal del país mejoraría durante los próximos dos años.

El cumplimiento exitoso del programa de tres años con el FMI, aunado al continuo crecimiento del PIB, podrían fortalecer las finanzas públicas y contribuir a contener el incremento anual esperado en la deuda gubernamental.

La mayor eficiencia en la recaudación de ingresos, junto con la reestructura del sector de energía, podrían contener el déficit fiscal del Gobierno general en 3.5% del PIB durante los próximos dos años.

Aunado a un moderado crecimiento económico, eso debería ayudar a mantener la deuda del Gobierno general en 36% del PIB durante el mismo periodo.

Se estima que el crecimiento real del PIB podría alcanzar 3.6% en 2016 y acercarse a 3.7% durante los próximos dos años (equivalente a un crecimiento de 2% en el PIB per cápita).

La combinación de bajos precios del petróleo, elevadas remesas y una continuidad en la consolidación fiscal podrían favorecer una mayor reducción del déficit en la cuenta corriente de Honduras a 6% del PIB en 2016 y 2017.

Las necesidades de financiamiento externo bruto del país promediarán 94% de los ingresos de la cuenta corriente y reservas utilizables durante los próximos dos años, ligeramente por debajo de 95% en 2015.

Se continuará alentando la inversión extranjera directa (IED) en niveles cercanos a 5.7% del PIB para los próximos dos años, financiando en gran parte el déficit de la cuenta corriente.

Con base en el Programa Monetario del Banco Central 2016-2017, se espera una depreciación nominal de 6% en este año, con un nivel de inflación que se sitúe dentro del objetivo establecido de 4.5% (más menos 1%),  nivel superior al 2.36% de 2015.

Reconocimiento

S&P reconoce los siguientes logros del Gobierno del presidente Juan Orlando Hernández:

- La implementación de las medidas sobre el ingreso y el gasto desde 2014 ha reducido el déficit fiscal gubernamental.

- El Gobierno también ha avanzado en las reformas del sector eléctrico mediante la reestructuración de la ENEE.

- Las reformas implementadas han logrado reducir el costo fiscal de la ENEE en el presupuesto del Gobierno central a 0.3% del PIB en 2015 frente a 1.3% el año anterior.

- El déficit en cuenta corriente de Honduras continuó mejorando en 2015 al situarse en 6.41% del PIB (frente a 7.4% del PIB en 2014), desde el máximo registrado de 9.6% en 2013.

   
FacebookMySpaceTwitter